SOLIDARIDAD

Es ayudar de forma altruista, sin hacer alarde de “buenismo”. Es meterse a fondo en la piel del otro. Es justicia. Es, en definitiva, hablar un idioma común en el que sobran las palabras y cuentan los hechos .

Por suerte, hay mucha gente, vosotros sin ir más lejos, que apoyan causas, como la saharaui, sabiendo que cada grano de arena suma.

Un ejemplo claro de esa suma solidaria es el Bubisher. Nada de lo que hoy es una realidad hubiera sido posible sin el apoyo solidario de niños, socios, y de tantas personas que en silencio han ayudado, y siguen ayudando, a mantener activo este proyecto. A crear puestos de trabajo para los jóvenes y a fomentar la cultura como un sendero más hacia la libertad.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *