DÍA INTERNACIONAL DEL KAMISHIBAI

Ayer, como cada siete de diciembre, se celebró el Día Mundial del Kamishibai, una técnica de contar cuentos que los bibliotecarios saharauis manejan perfectamente, y con mucho éxito, ya que a los niños les encanta. Fue introducido, allá por el año 2011, por José Andrés, un magnífico bibliotecario de León. Ya Memona lo utilizaba con gran destreza, cuando aún contábamos solo con el camión-bibliobús de Smara.

Pocos años después, Maite Ramos impartió varios cursos sobre esta técnica, de la que ella es una gran experta, en las bibliotecas de Bojador y Auserd, lo que permitió a los nuevos bibliotecarios adquirir los conocimientos necesarios no solo para contar sino, también, para crear sus propios cuentos.

Pero esto no es todo, a través de Maite, la Asociación navarra Kabiak ha llevado a todas la bibliotecas además del “butai” (teatrillo de madera) muchos cuentos en formato kamishibai. De hecho, ayer mismo, Ana Larrageta, miembro de esta asociación, entregaba un pack completo de cuentos para Dajla, un teatrillo de madera recién donado por los alumnos de la escuela de Artes y oficios de Iruña (Pamplona) y dos guías orientativas de Noriko Matsui, traducidas por Josu Jiménez Maia.

También ayer, y simultáneamente, se contaron en las bibliotecas Bubisher y en la escuela Sanduzelai de Irueña, dos kamishibais (cuentos) realizados por los alumnos y alumnas del instituto Iturrama.

Y toda esta actividad intensa ha sido enviada por Josu a Japón con un texto explicativo sobre las actividades y sobre el Sahara, interesantísima iniciativa para dar a conocer la causa saharaui en el país nipón.

El siete de diciembre de 1941, la armada imperial japonesa atacó Pearl Harbour y han elegido este día como el Internacional del Kamishibai, para mostrar su apuesta por LA PAZ EN EL MUNDO.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *